Liberarse de la Obesidad y Empezar a Perder Peso Rápidamente

El desarrollo de la obesidad y el sobrepeso no sólo depende del equilibrio entre el consumo de alimentos y el gasto de calorías. Existe otro factor demasiado importante que es el equilibrio entre el tejido adiposo blanco, que es el sitio principal de almacenamiento de energía, y el tejido adiposo pardo, que es el tejido del cuerpo que ayuda a el gasto de energía.

No está por demás mencionar que, el almacenamiento de grasa blanca en nuestro cuerpo tiene una mayor relación con las enfermedades o complicaciones metabólicas de la obesidad, como la diabetes. Y aunque suene repetitivo, es preciso comenzar a perder peso rápidamente.

Existe ya en nuestro tiempo una epidemia mundial de la obesidad y el sobrepeso, esto ha desarrollado a su vez, condiciones como la diabetes tipo 2, la dislipidemia, el hígado graso, enfermedades cardiovasculares, enfermedad de Alzheimer, los cálculos biliares, e incluso algunos tipos de cáncer.

Todas estas condiciones se dan en gran parte como resultado de la resistencia a la insulina inducida por la obesidad y el hecho de que el tejido adiposo no sólo sirve para almacenar energía, sino que es también el órgano más grande del órgano endocrino, aunque también influye la secreción de hormonas, citoquinas, y proteínas que afectan a la función de las células y los tejidos de todo el cuerpo.

La obesidad se produce cuando el consumo de energía supera el gasto de esa misma energía. Las personas que sufren obesidad muestran mayor tamaño de los adipocitos, mientras que los individuos con inicio en su edad temprana de la obesidad tienen tanto la hipertrofia (Aumento en el tamaño de las células que lo forman) e hiperplasia del adipocito (Aumento del tamaño de un órgano o tejido debido al aumento en el número de células que lo forman).

La distribución de la grasa también juega un papel importante en el desarrollo de enfermedades. El aumento de la parte abdominal, (obesidad central o en forma de manzana) promueve un alto riesgo de enfermedad metabólica, mientras que el aumento de grasa subcutánea en los muslos y las caderas (obesidad periférica o en forma de pera) ejerce poco o ningún riesgo. Podemos encontrar bastante información sobre este punto específico en la web de Factor Macros.

En los seres humanos, el órgano adiposo está compuesto no sólo de los adipocitos blancos, que son el sitio principal de triglicérido / almacenamiento de energía, sino también adipocitos marrones, que son importantes para el gasto de energía a través de la termogénesis.

El potencial de inducir incluso pequeñas cantidades de grasa marrón en los seres humanos adultos podría proporcionar un nuevo enfoque para el tratamiento y / o prevención de la obesidad y sus complicaciones metabólicas.

Aun no se ha descubierto un método para influir en el desarrollo de tejido adiposo marrón o pardo, pero si se ha descubierto que ciertas rutinas de ejercicio para bajar de peso son una fuente sustituta de esta función, por eso es recomendable que, si deseas perder peso rápidamente, conozcas las rutinas de ejercicio adecuadas, no es que sean muy especiales o secretas, sino más bien, desconocidas por tanta información que circula en los medios de publicidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *